UMI

Duro reto el que enfrentan en HTC para conseguir que su nuevo futuro terminal, el HTC M7 o, como parece dadas las últimas filtraciones en forma de benchmarks y user agents, HTC One consiga sobresalir entre las presentaciones de un Sony Xperia Z que acapara la atención de los medios desde sus rumores iniciales hasta su próxima salida a la venta a finales de este mes, y con el lanzamiento de un Samsung Galaxy S4 cuya avalancha de noticias no es lo que más gusta a los taiwaneses de Samsung.

Pese a todo, reprimenda incluida a su CEO por mostrar el HTC M7/HTC One antes de tiempo durante un evento, en HTC pueden estar satisfechos ya que sus últimas informaciones publicadas parecen gustar a todos salvo, quizá, el precio anunciado para el terminal. Da la sensación de que vender un modelo de smartphone de gama alta por debajo de los 600 euros es pecado o nadie se explica que los grandes fabricantes no se arriesguen a rebajar dicho precio de salida. HTC con sus 650 euros para el HTC One lo confirman.

HTC One filtrado

Ahora se produce una nueva filtración, esta vez de una imagen del terminal acabado, a poco más de una semana de su presentación oficial el próximo 19 de febrero. Una semana antes, como dijimos, del MWC para el que se esperaba la misma y poco más de un mes antes de la puesta de largo de la nueva criatura de Samsung.

La captura deja ver un terminal blanco, muy del estilo de las últimas presentaciones con un color que el mercado parece demandar tras muchos años saturado de smartphones de color negro, con lo que podría ser HTC Sense 5.0 funcionando, la revisión de la capa o launcher de HTC que durante tantos años ha acompañado al fabricante oriental.

En la captura sobre estas líneas se muestra el User Agent con el que se ha cazado el supuesto nombre definitivo del HTC One, nombre que le convertiría en el padre, con algo de retraso, de una gama que se inauguró con los HTC One S, HTC One V y HTC One X hace ya algunos meses, y que ha tenido incluso incorporaciones posteriores con el HTC One X+, una revisión en cuanto a almacenamiento interno del HTC One X, y el HTC One SV.

Quedamos a la espera de comprobar rendimientos reales y, sobre todo, comparaciones con otros terminales de la misma gama, pero de momento su potencia ya impresiona, su pantalla, pese a ser más pequeña que los últimos modelos, gusta mucho con sus 4,7 pulgadas LCD Full HD, y deseamos ver resultados de esa cámara de ultrapíxeles que inaugurará este modelo y que podría convertirse en un estándar futuro para terminales de esta calidad.

Fuente EVleaks

Sin comentarios

Deja una respuesta