UMI

El HTC One Max, o deberíamos decir “supuesto” HTC One Max ya que no ha sido confirmado en ningún momento por su fabricante, continúa generando noticias en base a rumores, filtraciones de especificaciones y fotografías. La última nos llega en un momento clave para los taiwaneses ya que, de ser cierto que su primer phablet está a punto de llegar al mercado, el Samsung Galaxy Note 3, su máximo competidor y futurible líder de la categoría, ya fue presentado y su llegada a las tiendas es cuestión de poco más de una semana. Sony, por su parte, también ha hecho los deberes con el Xperia Z Ultra, y los chicos de HTC se encontrarán con que otros fabricantes como ASUS, Alcatel y algún otro también, han querido hincar el diente a una gama de dispositivos, los phablets, cada vez más potenciados por los fabricantes. Y demandados por los propios usuarios.

HTC-One-Max-Samsung-Galaxy-Note-3

Lo último que nos llega del futuro phablet de HTC es una fotografía filtrada a los medios en el que se le ve junto al recién presentado Samsung Galaxy Note 3, pudiendo realizarse una comparativa de tamaño entre ambos terminales; no sólo a nivel de pantalla sino también de carcasa.

Con una pantalla algo superior en tamaño, 5,9 pulgadas frente a las 5,7 del Galaxy Note 3, el tamaño global de los terminales difiere más de dichas 0,2 pulgadas al contar el One Max con la estética y construcción del HTC One original. Esto implica que los taiwaneses reservan un espacio en la carcasa frontal para la colocación de sus conocidos altavoces BoomSound que garantizan una gran calidad y potencia de sonido, pero que hacen al Max más alargado que al Galaxy Note 3. El terminal de los surcoreanos conserva la estética del Galaxy S4 y sus marcos están mucho más ajustados, dando la sensación de que la diferencia de pantalla es mucho mayor de lo que en realidad es.

HTC-One-Max-Samsung-Galaxy-Note-3-Note-II

Pese a la gran cantidad de rumores vertidos en cuanto a su interior, lo único que parece común a todos ellos es que el terminal llegaría con 2 Gb de RAM, una pantalla de 5,9 pulgadas con resolución FullHD, una cámara de ultrapíxeles (seguramente de 4 megapíxeles), 3300 mAH de batería, Android 4.3 Jelly Bean y un procesador de Qualcomm que parece ser el Snapdragon 600; aunque un posible cambio de última hora al Snapdragon 800 podría ser uno de los motivos justificables para el retraso que parece arrastrar el terminal, algo que ha sido descartado por Qualcomm al confirmar que el 800 no estará en el interior del One Max.

Tras ver estas imágenes, nos hacemos a la idea de que el futuro HTC One Max será un terminal muy atractivo en cuanto a diseño. Y si la adaptación de materiales del One no ha perdido calidad, como sí ha ocurrido con el One Mini al introducir el plástico, hablamos del phablet con mejor calidad de construcción hasta el momento.

Fuente Frandroid

Sin comentarios

Deja una respuesta