Análisis a fondo del Wiko Darkside, una phablet muy bien construido

0

Los terminales de los grandes fabricantes son los que siempre destacan. Ésa es una máxima que se cumple casi siempre en este mercado de dispositivos móviles debido a que los usuarios llegan a conocer los dispositivos que más presencia tienen. Las grandes maquinarias de marketing se ponen en funcionamiento y el bombardeo de los dispositivos de Samsung, Sony, LG, Apple y Nokia, además de otros fabricantes, es tan incesante que llegamos a pensar que tan sólo existen ellos y que no encontraremos nada con la calidad suficiente como para merecer nuestra compra lejos de sus catálogos. Wiko, sin embargo, ha llegado haciendo poco ruido y con su Wiko Darkside, un phablet de 5,7 pulgadas con una construcción exquisita, quiere demostrarnos que hay vida más allá de las grandes marcas y que poniendo cariño en el diseño y en la construcción podemos encontrar smartphones como el suyo, con una media superior a la gran mayoría del mercado.

Wiko-Darkside-10-bodegon

No debemos dejarnos engañar por el hecho de que estemos ante una gama media ya que el tiempo nos ha enseñado que hay gamas medias que resultan más apetecibles que los más altos dispositivos del mercado. El Motorola Moto G, sin ir más lejos, es un ejemplo perfecto. El Darkside es uno de esos terminales que nos cautivan por la vista y demuestran su validez a través del día a día. No cuenta con especificaciones fuera de serie pero realmente no le hacen ninguna falta. Es un dispositivo muy equilibrado que tiene detalles de gran terminal, más que suficiente para un precio que se equipara al de los Nexus 5 a los que no bate en potencia, pero tampoco lo busca.

Wiko-Darkside-08-frontal-mano

El sector al que este Wiko Darkside va dirigido es el que busca smartphones con buen rendimiento y a buen precio, sabiendo que pueden llevar en el bolsillo un dispositivo con buenas calidades y que les servirá para cualquier tarea que quieran ejecutar. Sin brillantez, eso sí, aunque para todo hay puntos de vista. Detengámonos en el desglose de cada una de las partes de este magnífico Wiko Darkside que nos ha enamorado por su construcción, aunque siempre con sus peros en cuanto a equipamiento.

Buenos materiales y un gran diseño

Wiko-Darkside-12-logotipo

Llevamos tanto tiempo reclamando buenos materiales para los modelos de smartphone Android que da la sensación de que el HTC One calmó nuestras ansias. Nada más lejos de la realidad, el tacto de este Wiko Darkside es una pequeña maravilla, aunque su cuerpo se haga en ocasiones demasiado grande.

La construcción en aluminio, con algunas partes plásticas, proporciona un tacto muy elegante aunque frío y quizá su principal inconveniente sea su tamaño. Hablamos de un dispositivo de 5,7 pulgadas que no cuenta con la reducción de marcos que disfruta el Galaxy Note 3, por ejemplo, resultando mayor. Los usuarios buscan cada vez terminales de mayor tamaño y aunque el Darkside supera en algunas décimas de pulgada lo que consideramos ideal para un terminal no cabe duda de que gustará a gran parte del público, sobre todo teniendo la oportunidad de disfrutar de su pantalla con calidad HD.

La pantalla, mejorable

Wiko-Darkside-06-frontal-mesa

La resolución FullHD habría sentado de maravilla en este cuerpo pero el HD no le desmerece y salvo comparaciones con otros modelos con más densidad de píxeles, la realidad es que el Darkside se ve bastante bien. En exteriores la cosa cambia y es que esta pantalla IPS deja que desear cuando la tenemos en exteriores iluminados por el sol. No llega al extremo de la Super AMOLED exhibida por el Galaxy S4 pero dista mucho de tener una buena visibilidad. Una auténtica lástima.

En cuanto a la carcasa, es difícil obviar el tremendo parecido de este Wiko Darkside con el HTC One Max, tanto en las separaciones superiores e inferiores como en el hecho de tener una parte trasera completamente en aluminio. El color plata le sienta fenomenal y el logotipo de Wiko también en color plata en la parte central, incluso estando en relieve, nos muestra un diseño muy elegante.

Wiko-Darkside-01-junto-a-mac

La botonera está colocada en una forma muy tradicional y que además resulta bastante cómoda, con el botón de encendido en la parte derecha y los botones de volumen en la parte izquierda. Los laterales, continuando con los materiales, son de plástico. Obviamente, habríamos agradecido que la construcción fuese enteramente en aluminio aunque entendemos que el plástico o policarbonato es un factor que disminuye el precio y que las zona de más golpes de un dispositivo así suele ser el lateral, teniendo más durabilidad el plástico frente al aluminio.

El frontal de nuestro Wiko Darkside es completamente blanco y cuenta con una cámara frontal en la parte superior y con botones hápticos en la parte inferior. Esto, aunque pueda parecer una tontería, hace que las 5,7 pulgadas de pantalla estén permanentemente disponibles para el sistema y el usuario, algo que no se habría conseguido de tener botones virtuales sobre la misma pantalla.

Wiko-Darkside-02-trasera-maceta

Como decimos, el aspecto del Darkside es simplemente espectacular. Wiko ha conseguido un magnífico diseño al que, ya comentamos antes, sólo puede ponérsele la pega del tamaño. Pero en el mercado hay tamaños de smartphone para todos los gustos.

Hardware

Aquí es donde notamos que estamos ante un dispositivo de gama media, no podía ser de otra manera. El cuerpo de aluminio con pantalla de 5,7 pulgadas del Wiko Darkside oculta un procesador de cuatro núcleos y un GB de RAM. Hasta ahí todo perfecto, salvo que el procesador en concreto es un MediaTek, muy conocido entre el mercado chino de móviles y cada vez más entre las gamas medias y bajas del mercado internacional. MediaTek hace buenos chips pero están lejos del rendimiento de los modelos de Qualcomm, Exynos o NVIDIA, algo que se nota cuando jugamos con nuestro Darkside y le notamos algo carente de potencia para las tareas más exigentes. Con todo, su rendimiento está por encima de una gama media de dos núcleos y tan sólo echamos en falta más RAM cuando nos centramos en la multitarea.

El principal inconveniente de este chip MediaTek montado por el Wiko Darkside es que no podrá crecer más allá de Android 4.2.2 Jelly Bean, al menos por el momento, por lo que podemos ir olvidándonos de recibir Android 4.3 y mucho menos KitKat. Una pena porque con el hardware de este phablet de Wiko, el rendimiento de Android 4.4 habría sido excelente, y es algo que nos quedaremos con las ganas de ver.

Wiko-Darkside-09-doble-sim

En conectividad echamos en falta el LTE que ahora tanto se demanda aunque no debemos olvidar que el Wiko Darkside es un phablet con doble SIM, una característica que empieza a demandarse cada vez más y que encontramos en pocos dispositivos por el momento.

Aplicaciones y juegos, preparado para todo

Si el rendimiento del Wiko Darkside en aplicaciones es bueno, dado que con su hardware no hay ningún tipo de aplicación que no se ejecute, ni tan siquiera existen limitaciones en cuanto a la versión de Android en la gran mayoría de las contenidas en la Google Play Store, el funcionamiento en juegos es doblemente bueno dado que aprovechamos los cuatro núcleos del MediaTek junto a su pantalla de 5,7 pulgadas y calidad HD. Aquí, quizá, es el único lugar en el que llegamos a echar en falta una resolución mayor. Sabemos que es mucho pedir montar una resolución 2K en un terminal de gama media y probablemente una pantalla FullHD habría encarecido demasiado el producto, pero visto cómo funciona el Darkside estamos deseando que en Wiko se animen a montar un phablet con las máximas calidades del mercado en todos los aspectos, debe resultar un producto espectacular.

Wiko-Darkside-14-benchmarks

Como decíamos, el rendimiento en juegos es bueno aunque no sobresaliente. El Darkside ejecuta juegos tan exigentes como el Fifa 14 o el Asphalt 8 aunque sí que se nota que va más justo de potencia en algunos puntos. Aquí también se echa en falta el tener únicamente un GB de RAM, pero no se le puede pedir todo a un smartphone o phablet con este precio. No obstante, el Wiko se muestra solvente con todo lo que le hemos pedido.

El sonido, bueno aunque podría ser mejor

El sonido es algo metálico. El altavoz del Wiko Darkside está colocado en la parte trasera inferior se nota algo deficiente aunque con muy buen volumen. El que los móviles acostumbren a sonar metálicos, enlatados, no es óbice para que no exijamos equipos de sonido mejores para dispositivos que usamos casi más horas que nuestros ordenadores personales, y en muchos casos bastante más. Cuesta no ver películas y series, y jugar a todo tipo de juegos, en una pantalla de estas dimensiones y se habría agradecido un sonido de mejor calidad. La salida de auriculares, sin embargo, sí es buena y reproduce el sonido con buen volumen y bastante fidelidad.

Wiko-Darkside-05-trasera-cesped

La radioFM también funciona bastante bien. Hemos notado en los últimos meses que una característica como la de una radio insertada en un móvil, que parecía condenada a la desaparición gracias a las radios online, es muy apreciada por los usuarios, o por una buena parte de ellos. Como es habitual, el Wiko Darkside nos exige que utilicemos auriculares ya que funcionan como antena y los que trae, aunque funcionales, no son excesivamente buenos. Hemos usado unos alternativos de mayor calidad y la sensación ha sido bastante satisfactoria.

La autonomía

Comentamos también la autonomía aunque advertimos desde primera hora que éste es un dato bastante subjetivo y que depende de demasiados factores como el de las aplicaciones sincronizando, las horas de pantalla, el brillo de la misma, las horas en WiFi o en 3G e incluso la cobertura de la propia red. No obstante, allá vamos.

Acostumbrados como estamos a autonomías deficientes en gran parte de los smartphones del mercado, el Wiko Darkside se ha portado mejor que la mayoría. Su batería de 2600 mAh para una pantalla de 5,7 pulgadas parecía escasa sobre el papel aunque los resultados que nos ha dado demuestran que su pantalla HD ahorra más de lo que haría una FullHD y que el chip MediaTek obtiene buen consumo. Las 10,5 horas en 3G que nos prometen en las especificaciones se cumplen en la mayoría de los casos y sólo hemos tenido un consumo más agresivo cuando hemos aplicado más horas de pantalla al uso habitual del Darkside.

Podríamos decir, sin temor a equivocarnos, que el Wiko Darkside nos ofrece una autonomía de un día completo si lo sacamos a la calle y no somos muy agresivos con él, sólo basta un uso normal, aunque cuando le exigimos la autonomía se resiente. En nuestro uso, nos ha dado un día en exteriores y prácticamente un día y medio en interiores. Siempre hablando de consumos basados en nuestro uso del terminal, y no en los días en que poníamos a prueba su autonomía con distintas pruebas como la reproducción de vídeo o el soporte para juegos. Un día de batería con 3 horas y media de pantalla es una media bastante aproximada con los datos que le hemos extraído a nuestro Darkside.

Wiko-Darkside-11-camara

Una cámara normal tirando a buena, pero lejos de muy buena

Si el procesador es uno de los primeros resentidos en cuanto a la bajada de especificaciones de un terminal de gama media, la cámara es otro de ellos. Siempre hablamos de que los megapíxeles no tienen que ver con la calidad de una fotografía sino con su tamaño, y los 12 megapíxeles traseros unidos a los 5 megapíxeles frontales nos han dado una buena respuesta aunque alejada de las mejores cámaras móviles del mercado.

Tal vez sea eso lo que se pretenda con el Wiko Darkside, el de obtener una buena experiencia fotográfica para usuarios poco exigentes que no busquen fotografías de alta calidad en situaciones de baja luminosidad, algo en lo que el Darkside no da la talla. Con buena luz, sin embargo, la velocidad de enfoque es buena y la captura de la fotografía es rápida. La cámara frontal también se ha defendido con solvencia en los mismos puntos, incluso funcionando algo mejor en entornos con poca luz que la cámara trasera.

Aquí tenéis 5 pruebas de la cámara del Wiko Darkside, redimensionadas para ajustarlas al tamaño de la web pero sin modificaciones en colores u otros aspectos.

Wiko-Darkside-16-camara-1

Wiko-Darkside-17-camara-2

Wiko-Darkside-18-camara-3

Wiko-Darkside-19-camara-4

Wiko-Darkside-19-camara-5

Hemos tenido, no obstante, algunos problemas con los macros dado en que distancias cortas la velocidad de enfoque se resiente y cuesta acostumbrarse, habiendo probado otros terminales, a situar el terminal a la distancia ideal para una fotografía de estas características que en el Darkside es de unos 10/12 céntimetros. Más cerca es cuestión de armarse de paciencia en cuanto al enfoque y por debajo de los 8 centímetros es mejor olvidar la fotografía.

El modo de detección de rostros funciona bastante bien y en el software, que comentaremos más adelante, encontramos un menú de cámara bastante completo que nos permitirá jugar con muchos aspectos. Ambas cámaras graban vídeo con calidad FullHD por lo que en ese aspecto también estaremos cubiertos. La captura de audio en los vídeos es buena aunque el sonido es algo bajo, tal vez tenga que ver con la reducción de ruido, y para usos normales la cámara del Darkside se antoja ideal.

Software

Wiko-Darkside-13-capturas-interfaz

El Wiko Darkside monta Android 4.2 Jelly Bean sin modificaciones ni capas. La diferencia con otros dispositivos la encontramos en aplicaciones propietarias que llegan preinstaladas y entre las que encontramos algunas interesantes como su completa aplicación de cámara y los juegos que trae preinstalados. Cuando abres el menú de este phablet y encuentras el Asphalt 7 preinstalado ya te haces una idea de qué quiere Wiko que hagamos con su dispositivo.

Con el software de cámara podemos jugar a cambiar la exposición, a variar los balances de blancos, efectos de colores e incluso un modo HDR que crea fotografías con mejor equilibrio pero que resulta demasiado lento cuando hay poca luz, tanto que es difícil no mover la fotografía. En exteriores, sin embargo, sí que funciona bastante bien.

Wiko-Darkside-15-interfaz-camara

El fallo de la cámara es el mismo que el de dispositivos de mucha más potencia como el Nexus 5. Una vez descubramos el HDR dependeremos de él para todo ya que el modo automático sin HDR de la cámara es algo irregular, no seleccionando adecuadamente los balances de color en todas las situaciones.

Por lo demás, como decimos, no hay muchos añadidos al software de este Wiko Darkside que nos ofrece una experiencia Android bastante pura en todos los sentidos, con pequeños añadidos que nos facilitan algunas tareas, muy de agradecer.

Conclusión

Wiko-Darkside-03-frontal-maceta

El Wiko Darkside nos ha gustado, es evidente, aunque tiene algunas carencias que lo hacen poco adecuado para perfiles exigentes. Su acabado es de primera salvo por los detalles en plástico, aunque esto es una opinión muy subjetiva dado que a lo largo del mercado encontraremos tanto defensores como detractores del aluminio, y lo mismo para el plástico o policarbonato.

El terminal rinde bien en casi todas las situaciones y si queremos una pantalla grande y un móvil accesible económicamente, es nuestro smartphone. El problema es que durante su tiempo de vida han llegado al mercado modelos como el Moto G, el Nexus 5 y otros como el BQ Aquaris 5.7 que hacen difícil la elección. Como en todo, cuestión de probar este Darkside y que nos enamore el conjunto.

Wiko-Darkside-07-trasera-mano

Móvil de gama media, gran tamaño, buenos acabados, pantalla corriente, cámara muy corriente, buena autonomía y buena respuesta en el uso diario. ¿Le pediríais más a este Wiko Darkside? Para nosotros obtiene un 6 sobre 10.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here