Un nuevo accesorio es lo que hemos analizado recientemente en el blog y no cualquiera sino una de las últimas propuestas de la que es posiblemente la firma más conocida de cuantificadores personales, Fit Bit.

Hace unas semanas la empresa presentó tres modelos, la FitBit Surge, la FitBit Charge HR y la FitBit Charge, siendo esta última la pulsera que hemos analizado en un breve vídeo. La principal diferencia con la HR es que esta tiene un sensor de ritmo cardíaco y la Surge dispone de una mayor pantalla pero también un sustancial mayor precio.

No vamos a hablar de la aplicación de FitBit o del uso diario de la misma ya que sobre eso tenemos un extenso artículo en Foromoviles.

Análisis FitBit Charge

La FitBit Charge es la sucesora directa de la FitBit Flex, posiblemente el producto más conocido de la empresa, a la que se han incorporado algunas nuevas funciones bastante interesantes.

Para empezar como veis en la primera imagen tiene pantalla con lo que podremos usarla de reloj así como ver en ella los pasos que llevamos, las calorías consumidas, la distancia recorrida y hasta las plantas subidas por escaleras y es que esa es su segunda novedad, dispone de altímetro, una de las carencias de las Flex.

Por último decir que podemos sincronizarla con nuestro móvil para que aparezca el nombre de la persona que nos está llamando cuando la tengamos junto al teléfono. La pega es que a veces tarda unos segundos en empezar a vibrar.

Fotos FitBit Charge

El precio oficial es de unos 30 euros más que la Flex pero nos ha parecido acertado para las novedades que incorpora. Además la batería de este modelo es algo mayor que la de su antecesor. Mientras en el uso diario la Flex nos llegaba aproximadamente a los 5 días la FitBit Charge llega a los 7.

Sin comentarios

Deja una respuesta