Análisis a fondo del OnePlus One, uno de los móviles del año. ¡Con vídeo!

2

No podemos negarlo: nos emocionamos enormemente cuando el mensajero nos trajo el paquete que llevábamos deseando desde hacía meses, disfrutando como piratas desenterrando un tesoro justo cuando nos pusimos a sacar al OnePlus One de su caja. Como pudisteis comprobar en el unboxing de este smartphone que publicamos en YouTube, todo lo relacionado con el OnePlus One es muy goloso, disponiendo de un embalaje que da lástima abrirlo junto a unos accesorios que se llevan un primer premio de diseño.

Y el propio móvil… Nos va a costar destacarle elementos negativos, porque lo cierto es que son muy difíciles de encontrar. ¿Quién le pondría pegas a todo un gama alta a precio de gama media? Nosotros lo vamos a intentar: aquí tenéis el análisis a fondo del OnePlus One. ¡Con su vídeo en alta definición!

Análisis a fondo del OnePlus One, uno de los móviles del año. ¡Con vídeo!

Iremos parte por parte viendo todo lo que da de sí el OnePlus One, demostrando el buen hacer que ha tenido este fabricante chino en todo momento. No nos olvidaremos de la odisea que supone poder adquirir uno, siendo, sin lugar a dudas, lo peor que podemos esperar de él. Pero no adelantemos acontecimientos, que nos metemos en harina justo ahora.

Review en vídeo del OnePlus One

Lo primero es lo primero: aquí tenemos al análisis del OnePlus One delante de la cámara de vídeo, observando al teléfono por todas sus caras para comprobar su aspecto, el rendimiento gráfico, la potencia, la calidad de la ROM Cyanogenmod 11S desarrollada aposta para el móvil y, sobre todo, podréis admirar a esta pequeña pieza de ingeniería (o no tan pequeña, que posee unas dimensiones generosas) justo como se la espera: en el uso diario. Esperemos que os aclare todas las posibles dudas que podáis tener de él.

El OnePlus One por fuera: líneas elegantes con detalles que rompen esquemas

El OnePlus One es compacto, de líneas no demasiado arriesgadas, enorme con su pantalla Full HD de 5,5 pulgadas, está fabricado en plástico con un ribete en apariencia metalizada y con un acabado sorprendente para la cara posterior del teléfono: la carcasa parece una lija por el tacto, siendo también de plástico y con la apariencia de no recibir rayones con facilidad. Esta carcasa es propia de esta versión de 64 GB, existiendo futuros modelos que aprovecharán la experiencia del fabricante con otros materiales. Como el bambú.

Análisis a fondo del OnePlus One, uno de los móviles del año. ¡Con vídeo!

Yendo al detalle en el diseño, observamos unas líneas sencillas y rectas con unas curvas para la parte superior e inferior, siendo prácticamente calcado al Oppo Find 7. Si nos fijamos en el frontal, el OPO se presenta limpio con marcos bastante apurados que consiguen que no crezca en exceso por encima de sus citadas 5,5 pulgadas de la pantalla, ofreciendo una banda negra inferior y superior que, como detalle apreciable, incorpora botones capacitivos bajo el panel. Cyanogenmod 11S aprovecha bien este detalle, pudiendo elegir desde los ajustes si deseamos disponer de botones físicos para el control o los típicos virtuales en pantalla.

Análisis a fondo del OnePlus One, uno de los móviles del año. ¡Con vídeo!

El grosor es muy apurado para el teléfono, con 8,9 mm para el punto más grueso y con un ancho y alto que sí que se hace grande. Con los altavoces externos en el contorno inferior junto a la clavija micro USB (ojo al insertar el cable: va al revés que la mayoría de los móviles), el ribete plateado no afea el resto del diseño, quedando en comunión con el negro de la carcasa (ignoramos qué ocurrirá en otros colores). La disposición de botones se sitúa así: el de encendido en el costado derecho y los de volumen en el izquierdo, siendo éstos demasiado pequeños; con lo que os va a costar controlar el audio a tientas. Y fijándonos en el contorno superior… encontramos aquí el puerto de auriculares, quedando tan limpio como la carcasa posterior. en dicha carcasa sólo observamos la lente y el doble flash LED sobresaliendo casi un milímetro del resto del cuerpo, quedando serigrafiado debajo el logo de la marca junto al sello de Cyanogen en la zona inferior de la carcasa. Y volvemos a hacer hincapié en el tacto: nos encanta que OnePlus no haya apostado por una cara lisa y uniforme para darle a la carcasa una apariencia de lija.

Análisis a fondo del OnePlus One, uno de los móviles del año. ¡Con vídeo!

No se puede decir que el diseño del OnePlus One sea único (su relación con OPPO se nota), pero sí que lo encontramos muy acertado. La relación entre las líneas, la ligera curvatura posterior, el fino grosor y sus dimensiones finales consiguen que el móvil sea suficientemente manejable; aunque sin que podamos obviar lo evidente: no es apto para todas las manos, necesitando ambas toda la pantalla. Si tenéis las manos pequeñas, seguramente no sea un móvil para vosotros.

El OnePlus One por fuera: potencia sorprendente con una autonomía que se mantiene a la altura

Análisis a fondo del OnePlus One, uno de los móviles del año. ¡Con vídeo!

Entrando de lleno a analizar por partes el hardware del OnePlus One, es imposible no empezar por otra cosa que no sea su pantalla. Es cierto que es grande y que ésta hace al móvil enorme, pero no es menos cierto que tampoco se hace tan grande en la mano, manteniendo suficiente ergonomía en el diseño tal y como hemos analizado en la sección anterior. 5,5 pulgadas para un panel LCD con IPS y resolución full HD que se ve de fábula, mostrando una imagen de alta calidad con los colores reales y sin exceso de saturación. Perfiles bien definidos y sin que el panel muestre los tan temidos amarilleos, manteniendo un brillo alto que, sin embargo, cojea en exteriores. Y este aspecto es una de nuestras principales críticas al OnePlus One: utilizar el móvil con sol es realmente difícil, debiendo andar casi a tientas en el caso de que queramos hacer fotos en la playa. O en otros lugares con iluminación similar.

Análisis a fondo del OnePlus One, uno de los móviles del año. ¡Con vídeo!

Ningún móvil es perfecto, y esto también abarca al OPO. Pero no nos engañemos: se le puede perdonar lo de la falta de brillo en situaciones similares, sobre todo si uno se deleita con el potencial de procesamiento que tiene un móvil del segmento de precios al que pertenece este smartphone. Bajo la pantalla, (protegida con cristal Corning Gorilla Glass 3,que no se nos pase mencionarlo), tenemos a todo un Qualcomm Snapdragon 801 de cuatro núcleos a 2,5 GHz por núcleo, manteniéndose al nivel de los tope de gama actuales. GPU Adreno 330 con un excelente nivel en juegos y aplicaciones de alta demanda gráfica, 3 GB de memoria RAM superando así a sus contrincantes principales, versión de 64 GB disponible además de una de 16 GB

Análisis a fondo del OnePlus One, uno de los móviles del año. ¡Con vídeo!

No podemos negarlo: valoramos muy positivamente la apuesta de OnePlus por ofrecer lo mejor en hardware actual, siendo todo un acierto disponer de un smartphone con 64 GB de almacenamiento interno con una garantía de futuro que muy pocos móviles pueden demostrar. Sobre todo teniendo en cuenta el precio, por supuesto. Y sin que hayamos notado que el sistema se resienta en ningún momento, manteniendo niveles aceptables de calentamiento (como todos, el OnePlus One se calienta; sin que llegue a resultar un problema), algún cuelgue muy esporádico y con una alta velocidad en el arranque de Cyanogenmod 11S. El rendimiento es una delicia.

Análisis a fondo del OnePlus One, uno de los móviles del año. ¡Con vídeo!

Sigamos analizando el hardware prestando atención a las conexiones inalámbricas. Como no podía ser de otra manera, el OnePlus One equipa todo lo esperable, manteniendo compatibilidad con redes móviles de alta velocidad 4G. Aquí hemos de hacer un apunte del que se ha hablado ya mucho: este smartphone no posee compatibilidad con LTE sobre la banda 20, por lo que no podrá conectarse en aquellas operadoras que lo adopten (en España está previsto para el año que viene). Aunque sigue ofreciendo alta velocidad en HSDPA junto a wifi de doble banda, sin que nos hayamos encontrado con pérdidas de señal ni con problemas en las descargas. Bluetooth 4.1, NFC, GPS con GLONASS (posicionamiento muy rápido y de alta precisión, nos ha sorprendido), sonido de alta calidad tanto para usar con auriculares como con su altavoz externo… Y con buena potencia para dicho altavoz (que es doble), ofreciendo sonido en estéreo con un volumen alto y sin demasiadas estridencias a gran nivel. Sí, sabemos que hasta este punto la review podría pasar por un reportaje pagado por el fabricante, pero lo cierto es que apenas tenemos detalles negativos que echarle en falta al OnePlus One. No siquiera en uno de los talones de Aquiles de cualquier smartphone con Android: la batería.

Análisis a fondo del OnePlus One, uno de los móviles del año. ¡Con vídeo!

Sin paliativos: la autonomía del móvil que tenemos en análisis es extraordinaria. Podríamos pensar que por el tamaño de la pantalla y por la potencia del procesador que su batería de 3100 mAh se agotaría a la velocidad del rayo, pero no: el aguante del OnePlus One es de sobresaliente, permitiendo que dure varios días sin despeinarse. Sí, repetimos: tres días tranquilamente con un uso muy ligero, dando al traste con dicho aguante en día y medio si hacemos un uso más o menos normal. Nos ha recordado mucho al LG G2 o, más actual, también al Sony Xperia Z2,teniendo un arma escondida con la que exprimir sin más la autonomía: los ajustes de rendimiento de Cyanogenmod. Si habéis tocado ROMS con root, habréis experimentado con las velocidades de procesador máximas y mínimas, con los governors o con los gestores de rendimiento incluidos en gran parte de los desarrollos y kernels personalizados. ¿Sí?

Análisis a fondo del OnePlus One, uno de los móviles del año. ¡Con vídeo!

 

El OnePlus One incluye estos elementos de ajuste avanzado entre las opciones de sistema, permitiendo modificarlos nada más salir de la caja. Por ejemplo, si disminuís el rendimiento, podréis aumentar la autonomía en un par o tres de horas tranquilamente, sin que el dispositivo se vea lastrado en exceso por la pérdida de potencia. Aumentar el rendimiento a la hora de jugar, gestionar el governor… Detalles exclusivos de un móvil como el OnePlus One. Y de una batería pensada para ofrecer la mejor experiencia. Por ponerle una pega, nos hubiera gustado que incluyese carga inalámbrica. Pero no se puede tenerlo todo.

Análisis a fondo del OnePlus One, uno de los móviles del año. ¡Con vídeo!

Hemos dejado bien cargada de azúcar la review, cualquiera diría que no tiene nada malo. Pero no: la captura multimedia no se mantiene a la altura que merece. Como vamos a descubrir a continuación.

Cámara y captura multimedia en el OnePlus One

Análisis a fondo del OnePlus One, uno de los móviles del año. ¡Con vídeo!

Ya hemos visto que el rendimiento, software y diseño están a un muy alto nivel, por lo que toca comprobar la captura multimedia. ¿Opiniones? El OnePlus One no está a la altura del resto de funciones si nos atenemos a la cámara, manteniendo un sensor que, por números, debería de rendir mejor de lo que realmente acaba rindiendo. No estamos diciendo con ello que tenga una mala cámara, ya que no es cierto en absoluto; pero sí que no encontramos la misma calidad general que sí que se ve en el resto del teléfono.

Análisis a fondo del OnePlus One, uno de los móviles del año. ¡Con vídeo!

Hacer fotografías en este smartphone es suficientemente sencillo, permitiendo lanzar la cámara desde la pantalla de bloqueo tanto deslizando dicha pantalla como trazando un círculo estando ésta apagada (si lo tenemos configurado así). Esta rapidez a la hora de tener listo el smartphone para fotografiar va en línea de su rapidez capturando: las fotos se toman casi instantáneamente en el OnePlus One, guardándose con la misma celeridad. El auto enfoque también es muy bueno, permitiendo fijarlo para distancias muy cortas (aunque suele desenfocar en macro si no tenemos cuidado) y pudiendo variar la calidad de la compresión de la imagen. Y no sabemos bien si el OPO falla en el post procesado o el sensor Sony no ofrece el rendimiento esperado: las imágenes carecen de la vida necesaria incluso con mucha iluminación, mostrando colores algo apagados y manteniendo cierta tendencia en todo momento a la sobre exposición. Con un poco de práctica no es demasiado difícil obtener muy buenas fotografías, manteniendo los contornos de los objetos algo borrosos incluso aunque la imagen esté enfocada.

Análisis a fondo del OnePlus One, uno de los móviles del año. ¡Con vídeo!

Hablemos de la interfaz de la cámara. Para nuestro gusto, no es todo lo buena que debería, manteniéndose demasiado liosa en cuanto nos metemos en la selección de escenas, modos de fotografiado y filtros (pulsando sobre la varita mágica en los ajustes de foto). Los iconos y botones recuerdan ampliamente a la versión stock de la cámara en Android, pudiendo variar los ajustes de exposición, balances de blanco, calidades de foto o tamaños junto a las ya mencionadas escenas. Echamos en falta un mayor control de los ajustes manuales, habiéndose dejado prácticamente todo en manos de las escenas. Estas escenas se pueden cambiar moviéndonos por su gigantesco menú, sin que sepamos muy bien qué hace cada una y con un gesto rápido para personalizar su lanzamiento. Marcando las escenas y filtros en tiempo real que deseemos podremos cambiar entre ellos haciendo scroll vertical sobre la interfaz de fotografiado, variando así los ajustes. Que se mantienen acorde con los entornos ambientales más habituales. Y permitiendo que tomemos ráfagas casi instantáneas, que podamos variar la velocidad de obturación hasta 8 segundos o pudiendo aplicar modos de enfoque o sensibilidades ISO. Más opciones de las habituales en una interfaz de cámara, aunque no tantas como otros modelos similares.

muestra-1-peqmuestra-2-peqmuestra-3-peqmuestra-4-peq

Si nos atenemos al vídeo, éste se mantienen al mismo nivel de calidad que la imagen, ofreciendo grabaciones fluidas con la misma falta de vida a la hora de reproducirlas. No es algo exagerado, por supuesto, pero sí que le encontramos a faltar ese punto que le hiciese ser excelente. Y no será por resoluciones: el OnePlus One permite grabar hasta en 4K DCI (4096×2160 píxeles), pudiendo aplicar la grabación en cámara lenta hasta a 120 fps (sólo si tenemos seleccionado un máximo de 720p de resolución) y enfocar durante la grabación. Además de hacer fotografías, claro (excepto en grabación 4k). Y una función integrada que nos ha gustado mucho de la cámara de vídeo del OnePlus One: podremos hacer vídeos en time lapse sin problemas, permitiendo que seleccionemos el tiempo entre foto y foto según nuestro gusto y necesidad.

Análisis a fondo del OnePlus One, uno de los móviles del año. ¡Con vídeo!

Una lástima que la cámara no nos haya dejado el mismo sabor de boca general que el resto del teléfono, aunque hemos de repetir que no hace malas fotos. Quizá le falte un mejor post procesado por parte de Cyanogenmod, pues lo cierto es que esperábamos mejores tomas. Teniendo una velocidad de captura y guardado que sí que son dignas de mención.

Interfaz del OnePlus One: Cyanogenmod 11S de serie con sabor a ROM cocinada

Análisis a fondo del OnePlus One, uno de los móviles del año. ¡Con vídeo!

Como todos sabéis, el OnePlus One viene personalizado con una versión expresa de Cyanogenmod 11 (S), quedando patente el toque de esta ROM desde el arranque del móvil hasta los ajustes. Dispone de todo un arsenal de opciones que van desde el cambio de temas hasta la modificación de la interfaz, trayendo nativo el launcher Trebuchet y Android KitKat 4.4.2 para la base del software. Con una extrema fluidez de toda la interfaz, en el movimiento entre menús, escritorios y cajón de aplicaciones, no hemos encontrado apenas lags, teniendo actualmente una ROM que, sin embargo, no se libra de algún que otro cuelgue esporádico (nada anormal, por otra parte).

Análisis a fondo del OnePlus One, uno de los móviles del año. ¡Con vídeo!

Cyanogenmod 11S dota al OnePlus One de una barra de notificaciones personalizada a la que podremos anclar ajustes rápidos, permitiéndonos muchos otros ajustes para la interfaz como la opción de extender el escritorio, elegir si queremos botones de control físicos o virtuales, modificar el aspecto del reloj o del icono de la batería y, además, añadir gestos en la pantalla de bloqueo con los que lanzar las aplicaciones que necesitaremos con más rapidez. Con dos toques podremos encender y apagar la pantalla, permitiéndonos lanzar la cámara trazando un círculo o encender la linterna con una V. Además, también podremos saltar las canciones cuando se estén reproduciendo deslizando dos dedos, personalizándose la pantalla con la canción que esté sonando mientras, además, se muestra un atractivo ecualizador gráfico en movimiento.

Análisis a fondo del OnePlus One, uno de los móviles del año. ¡Con vídeo!

Cyanogenmod en el OnePlus One provee de ajustes de rendimiento nada más salir de la caja. Así, y siempre sin la necesidad de tener ROOT, de desbloquear el bootloader o de instalar un kernel modificado (lo habitual para tener estas opciones en cualquier ROM), podremos variar las velocidades del procesador y hasta cambiar el gobernador, detalles que agradecerán los usuarios más exigentes y aquellos que gusten de tener el control de su móvil en todo momento. Es uno de los puntos que más nos gustan de esta personalización de Cyanogenmod 11S para el OnePlus One, quedando calzado al móvil como una zapatilla recién comprada. De hecho, creemos que pocos querrán cambiar la ROM por cualquier otra cocinada (existe ya una ROM stock desarrollada por los propios de OnePlus), manteniendo en todo momento una gran velocidad que casa con la potencia y con su excelente autonomía.

Análisis a fondo del OnePlus One, uno de los móviles del año. ¡Con vídeo!

No podemos negarlo: hemos llegado también a este punto ensalzando lo que trae de serie el OnePlus One, encontrándonos muy a gusto con la personalización de software, manteniendo la personalización del teléfono al más alto nivel (podremos aplicar packs de iconos incluso al propio Google Now Launcher) y ofreciendo un rendimiento excelente. ¿Qué más se le puede pedir a un móvil de 300 euros libre? Nosotros pensamos que poco más, llegando al final de la review plenamente satisfechos por haberlo comprado. Y todo pese a la tremenda odisea que ha significado conseguirlo…

Análisis a fondo del OnePlus One, uno de los móviles del año. ¡Con vídeo!

Conclusiones finales: no es oro, pero reluce como si lo fuera

Después de haber pasado más de una semana con él teniéndolo como móvil principal, no podemos hacer otra cosa que recomendarlo fehacientemente. Sí, tiene pegas, como no podía ser de otra manera. No se ve demasiado bien al aire libre, es demasiado grande o su método de compra es un auténtico drama (qué os vamos a contar, ¿verdad?). Pero por potencia, calidad de materiales, prestaciones o por la duración de su batería de 3100 mAh es un auténtico chollo. ¿300 euros por un móvil libre, con una calidad altísima en todos los rincones y con 64 GB de almacenamiento interno? Lo sabemos: faltaría espacio donde firmar.

Análisis a fondo del OnePlus One, uno de los móviles del año. ¡Con vídeo!

Compacto y grande; con materiales plásticos y manteniendo la sensación de ser un terminal perfectamente bien fabricado; barato y tacto de lujo. Todo son contradicciones en el OnePlus One, manteniendo la sensación de que no se contradice con todo lo que uno puede conocer de él: con tenerlo en la mano la primera vez ya engancha, encontrándolo más y más atractivo conforme más se usa. Y el OPO facilita dicho uso, gracias a disponer de una autonomía excelente y de un software que se ha ganado a pulso la admiración de todo el panorama Android. La experiencia de Cyanogenmod aplicada al OnePlus One es de nota, ofreciendo una interfaz que permite un buen nivel de personalización sin que se vea lastrada por pesadez o falta de fluidez. Vamos, que los puntos negativos no consiguen empañar el gran equilibrio del teléfono, teniendo en todo momento la sensación de que estamos ante un móvil que vale el doble de lo que cuesta. Y eso que cuesta conseguirlo…

Análisis a fondo del OnePlus One, uno de los móviles del año. ¡Con vídeo!

En FAQsAndroid no podemos hacer otra cosa que recomendar el OnePlus One con los ojos cerrados: para nosotros es uno de los móviles del año. Si tenéis la oportunidad de conseguirlo, ni lo dudéis: os va a satisfacer como ningún otro teléfono.

2 comentarios

  1. Buena revisión.
    Una cosa que me ha llamado la atención es la frase:
    “no se libra de algún que otro cuelgue esporádico (nada anormal, por otra parte)”.
    No lo comprendo. Mi sencillo Motorola Moto G no se me ha colgado NUNCA. ¿Eso también es normal?

    • El Moto G lleva una ROM de Google ligeramente modificada pero también por ellos. Es de la época en la que Google aún era dueño de Motorola y se tiene que notar, claro está. Hablamos de un Motorola pero a todos los efectos es un Nexus. El OPO va muy fino pero su ROM no deja de estar desarrollada por Cyanogen y le pasa como a todas las ROMs, que no va siempre 100% fina, a pesar de que ésta está desarrollada específicamente para el terminal. Va muy bien pero no como si fuese un Nexus, hay diferencias.

      Por cierto, buena compra la de tu Moto G, un magnífico teléfono 🙂

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here