Editorial: ¿Y si el supuesto Nokia Android no es un Android?

1

Durante las últimas semanas no hemos dejado de escuchar rumores de un supuesto Nokia Android, con el nombre clave Nokia Normandy, que en teoría la firma finlandesa estuvo desarrollando en paralelo a su apuesta por Windows Phone y que según fuentes acabó en un cajón cuando Microsoft compró la división de móviles de la empresa europea.

La cuestión es que para ser un prototipo avanzado la cantidad de imágenes y renders de prensa que se han filtrado es demasiado elevada. No parecen filtraciones de un prototipo o de un proyecto cancelado, sino de un móvil que va a ver la luz.

¿Vamos a ver un Nokia Android? No apostaríamos por ello.

Editorial: ¿Y si el supuesto Nokia Android no es un Android?

La cuestión clave es qué es Nokia Normandy. Se ha especulado con que sería un móvil de Nokia con sistema operativo Android, un plan B por si su apuesta por Windows Phone no salía bien.

Sin embargo el que no dejen de salir filtraciones de este terminal hace que esa teoría pierda fuerza. Ahora bien, si no es un Nokia Android ¿qué es?.

El Asha como paso previo a Windows Phone

Mi apuesta persona es que estamos ante el primer modelo de Asha de la siguiente generación. Para los que no los conozcan los Nokia Asha son terminales muy económicos, enfocados a países en vías de desarrollo pero que tienen un ligero toque smartphone. No tienen millones de aplicaciones pero vienen con Facebook, Twitter y Whatsapp preinstalados. Eso es más del 50% de lo que la mayoría de usuarios busca en un móvil. Por no decir un 90%.

Microsoft compró una gran parte de Nokia, y muchas licencias. Entre ellas destaca la posibilidad de usar la marca Nokia con los Asha, no con los Windows Phone, por lo que tiene sentido que se hable siempre de Nokia, una marca muy valorada.

Microsoft podría plantear un Asha que enganche a los usuarios con la marca Nokia para luego invitarles a dar el paso a Windows Phone.

Editorial: ¿Y si el supuesto Nokia Android no es un Android?

La nueva interfaz

Para lograr lo que hablamos en el punto anterior Microsoft podría haber rediseñado completamente la interfaz de los Nokia Asha para que en vez de parecerse a un sistema operativo como Symbian o incluso Android se pareciera lo más posible a Windows Phone.

De esta forma tendría un catálogo de terminales muy económicos con las aplicaciones imprescindibles que se venderían de forma masiva. Esto sería el primer paso para que esos compradores adquirieran un Windows Phone cuando cambien de dispositivo y busquen algo más.

Conclusión

Obviamente esta teoría es tan válida o tan inválida como la de que Nokia podría estar trabajando todavía en un smartphone con sistema operativo Android a espaldas de Microsoft y sólo veremos el resultado final cuando el móvil se presente o cuando dejemos de ver filtraciones de los mismos.

¿Quizás en el Mobile World Congress de 2014?

1 comentario

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here