En línea con la séptima entrega de la saga cinematográfica Fast & Furious, también tenemos juego Android en la Google Play Store. A lo Asphalt, aunque limitado en los controles.

¿Cuál es el estándar en juegos de coches para Android? A muchos se os ocurrirá Real Racing 3, de EA: todo un juegazo de carreras en el que también se ven inmersos el coleccionismo y la estrategia. O Asphalt 8, un juego más arcade que su contrincante que se inspira en los coches tuneados de películas tan conocidas como Fast & Furious. Incluso incluye el mítico nitro, por lo que podríamos decir que se ha ido inspirando sin remedio en la franquicia cinematográfica. Pero ¿qué ocurre cuando llega un juego original de esa saga? Pues que resulta inevitable compararlos, perdiendo bastante en términos de jugabilidad. Aunque no tanto en espectacularidad: Fast & Furious: Legado hace gala de unos gráficos realmente llamativos.

Fast & Furious: Legado

Descarga gratuita y plagado de compras in app, ya os podéis imaginar cuál es la mecánica de este juego de carreras: ganar dinero con las carreras y enfrentamientos para después invertirlos en mejorar los coches o adquirir nuevos vehículos. Teniendo en cuenta que no podremos controlar los coches como tal, sino que los moveremos a base de tocar la parte izquierda o derecha para hacer que el coche se mueva a ese carril (además de cambiar de marcha o pulsar el acelerador, dependiendo del tipo de carrera). Si recordáis esta última versión, se parece bastante en el estilo de juego a Asphalt Override.

Fast & Furious: Legado

Deberemos integrarnos dentro de una banda, por lo que conducir pisando a fondo el acelerador, escapar de la policía o entrar en los robos habituales de las películas será la moneda de cambio en el juego; disponiendo de sus propias monedas además de oro y puntos de mejora. Ya os lo imagináis: podréis comprar coches o servicios, pudiendo también reducir los tiempos que suelen incluirse en todos los procesos. La mecánica de monetización es la habitual, recordándonos a cada momento que podemos pasar por caja para hacer más potentes a nuestros coches. O comprar nuevos, claro.

Fast & Furious: Legado

El juego es bastante variado, teniendo a los protagonistas de Fast & Furious 7; como aliciente además de incluir multitud de coches, de accesorios mecánicos, disponiendo de una gran cantidad de carreras y, también, sobresaliendo en la recreación de los escenarios de Miami. Las músicas y efectos de sonido destacan lo justo y necesario, haciéndose algo monótonas conforme avanzamos en el juego y teniendo un hándicap importante: es bastante lento en la carga, tanto en el inicio como entre los niveles. Y eso que lo hemos probado en Samsung Galaxy note 4, que por potencia no será.

Fast & Furious: Legado

Fast & Furious: Legado nos ha dejado un cierto sabor agridulce. Por un lado, la ambientación es perfecta, consiguiendo que los fans de la saga se sientan como en casa. Aunque el estilo de control debería ser más libre para lo que demanda un juego de carreras arcade de este nivel gráfico, por más que las distintas pruebas vayan variando en el estilo de carrera. Mención aparte merecen los micropagos dentro del juego, bastante insistentes conforme avancemos en la trama; aunque sin impedirnos disfrutar de unas cuantas partidas rápidas.

Ya sabéis: tenéis a Fast & Furious: Legado en el siguiente enlace a la Google Play Store, viniendo cargado de acción, gráficos a tope de nitro y muchas muchas compras in app. Nos ha parecido un buen juego para pasar el rato, aunque el limitado control resta una notable puntuación final.

The app was not found in the store. 🙁 #wpappbox

Links: → Visit Store → Search Google

2 comentarios

  1. Eso de que no te dejen controlar el auto por completo, no le gusta a muchos y me incluyo, me parece hasta ilógico en ciertos puntos. Aunque he visto grandes juegos, que ganan millones sólo por acelerar y nada más.

    dos saludos

    • Opino lo mismo: hay una fiebre en los juegos Android por llevar los controles a la mínima expresión. Y eso le ocurre a Fast & Furious: Legacy: a pesar de que es un gran juego, se vuelve demasiado monótono muy rápido.

Deja una respuesta