LG G5 vs LG G4: comparativa exprés desde el WMC 2016

Enfrentamos cara a cara al LG G5 contra el LG G4 grabando la lucha en vídeo desde el mismo MWC 2016. ¿Quién ganará? Quizá no sea tan obvio el resultado.

2

Hay unas cuantas cabezas de cartel en este MWC 2016. ¿Cuáles son los más conocidos? A todos se nos vienen a la mente, estando entre ellos el modular LG G5. Diseño elegante en aluminio, unibody aunque con la opción de intercambiar la batería, accesorios con los que expandir el módulo interno… LG lo ha hecho bastante bien con este teléfono, habiendo roto completamente con la gama anterior de la línea G. Y para comprobarlo, nada como enfrentar al LG G5 y al LG G4. Quién ganará Está claro que su hermano más joven tiene fuerza como para doblegar al mayor, pero el LG G4 aún guarda mucho potencial bajo las capas de cristal y plástico.

Aquí tenéis la comparativa exprés del LG G5 contra el LG G4. Está grabada en el mismo stand de presentación del LG G5, enfrentándose ambos móviles pantalla contra pantalla. Menuda lucha.

Tacto y sensaciones

Que la diferencia de materiales será la que marque distinción está claro con sólo ver a ambos móviles: contrastan a la legua tanto por diseño como por el aluminio del LG G5; quedando su hermano en “desventaja” al ofrecer un aspecto con esquinas más agudas y ligeramente más tosco. Siempre en función de los gustos: a pesar de que el LG G4 se mantiene actual dentro de la línea del 2016, el hecho de que sus acabados no estén “a la altura” de lo que se espera en un gama alta le penaliza. Más en expectativas que en la realidad: no es algo que suponga un sacrificio.

En cuestión de botones también hay ruptura: el LG G5 mueve los de volumen al costado izquierdo. Acostumbrados al G4 esto se nota, pero uno se acostumbra rápido. El botón de encendido y de huellas del G5 está en una zona cómoda; aunque la pulsación no acaba de ofrecer la fiabilidad que necesita. El G5 también aprovecha mejor el frontal, uniendo el cristal con la curvatura del diseño gracias al suavizado en los bordes. El LG G4 se ve algo más tosco en este sentido, teniendo unas dimensiones algo mayores y un peso no mucho menor.

Prestaciones y uso

LG G5 vs LG G4: comparativa exprés desde el WMC 2016

Es muy pronto para saber en concreto cómo se comporta el LG G5, pero no lo hemos notado muy diferente con respecto a su hermano. La interfaz ha mejorado bastante según nuestro parecer, ofreciendo un aspecto más acorde con Marshmallow sin que se vea ni pesada ni capaz de lastrar al procesador. Éste batirá al del LG G4 (un Snapdragon 820 frente a un 808), teniendo también más RAM y siendo más rápida. Ambos siguen manteniendo la SD Card; por más que el LG G5 apueste por una manera más curiosa de insertarla.

El Magic Slot del nuevo móvil de LG marca la diferencia en peculiaridad como el año pasado lo hacía la carcasa trasera en piel del LG G4; aunque con un espectro de uso notablemente superior: el hecho de que podamos extender las posibilidades del teléfono se nos antoja muy positivo. Quizá la solución encontrada con los módulos no sea la más adecuada, pero, sin duda, es un punto muy a favor en contra del LG G4.

LG G5 vs LG G4: comparativa exprés desde el WMC 2016

Las pantallas se aprecian de muy buena calidad en ambos, siendo 2K y un poco menor en el LG G5 (5,3 pulgadas frente a 5,5). Uno de los detalles que llama la atención de la novedad es su pantalla Always On; capaz de mostrar siempre el reloj y las notificaciones. No resulta tan práctico como se empeña el fabricante, pero es un detalle positivo. Con un extra de gasto: según LG, 0,8 por ciento cada hora.

La batería es algo en lo que hay que profundizar: LG arrastra una carencia en lo alto de su gama después de un LG G2 que se mostraba fabuloso en ese campo. El LG G4 es una bestia devora mAh; y el LG G5 no parece que vaya a quedarse muy lejos: a pesar de que el Snapdragon 820 debería ahorrar, el hecho de incorporar 2800 mAh frente a los 3000 del LG G4 es un paso atrás. Como decimos, habrá que verlo en la práctica; pero todo parece indicar que el nuevo top de la marca coreana cojeará en el mismo aspecto crucial.

LG G5 vs LG G4: comparativa exprés desde el WMC 2016

La cámara también mejora en el LG G5, optándose por la diferenciación que ya marcase el LG V10: una pareja de objetivos y sensores con uno dedicado a la toma en panorámico. Rápidas en el enfoque, con muy buena calidad en los resultados, todoterrenos, excelente aplicación de cámara… Las diferencias no son tan notorias en este campo, necesitándose de un análisis exhaustivo del LG G5 para comprobar si realmente supera a su hermano con nota. Creemos que no habrá una mejora tan notable como para merecer la compra si ya se tiene el LG G4 y se busca sólo cámara.

Conclusiones

LG G5 vs LG G4: comparativa exprés desde el WMC 2016

No se puede negar que el LG G5 es una maravilla hecha smartphone; por más que tenga sus peros (como ya hemos comentado en su primera toma de contacto). También el LG G4 tiene muchos peros, estando ahí el principal: la batería. Esto no se ha mejorado en el salto de gama a pesar de que se convirtió en el foco de las críticas, optándose por distinguirse en el diseño y en la usabilidad. Los módulos del LG G5 pueden convertirse en el revulsivo del smartphone; por más que no podamos garantizar que LG extienda su uso más allá del LG G5.

El LG G4 sigue siendo un smartphone 100 % recomendable incluso aunque ya se haya presentado su sucesor. Lo usamos a diario, nos saca de problemas también a diario, nos da unas fotos que son de altísima calidad… Y podréis encontrarlo mucho más barato. ¿Plástico frente a metal? Pues sí. Pero tampoco es tan negativo. Por más que el LG G5 sea más carismático.

2 comentarios

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here