Cuando tenemos en cuenta el tamaño de un móvil o la diagonal de su pantalla tenemos que ser conscientes de que hay un aspecto que es crucial y es el diseño industrial aplicado en su creación y fabricación para no obviar que el tamaño de su panel no tiene que ir siempre vinculado de la misma forma a su tamaño total.

Esto es especialmente llamativo en LG que en su gama alta ha recortado tanto los móviles que ha logrado tener diagonales mayores que sus competidores en el mismo tamaño. Pero si hay una marca que le anda a la zaga es Motorola.

Enfrentamos a dos móviles que son más similares de lo que pueda parecer: Motorola Moto X 2014 vs LG G3.

Vídeo análisis comparativo

Lo primero es lo primero, un vídeo en el que os mostramos ambos terminales para que podáis ver de forma clara las ventajas e inconvenientes de cada uno.

Calidad de los materiales

Los materiales en la gama alta son cada vez más importantes para los consumidores. Los fabricantes lo saben y por eso lo tienen en cuenta aunque no lo hagan de la misma forma.

LG apostó por mejorar el plástico que daba forma al LG G2 en el modelo de este año que estéticamente no tiene ninguna pega y que visualmente imita al metal bruñido de una forma bastante realista. Obviamente cuando lo tenemos en la mano esa sensación desaparece y nos encontramos frente a un móvil de plástico. De buen plástico, eso sí.

Calidad de los materiales

Motorola ha apostado también por el plástico pero con un perfil de metal que le da una presencia mucho más elegante pero sobre todo dando la opción de elegir un acabado de madera de bambú que como hemos dicho en la review del móvil es un verdadero atractor de miradas.

Entre ambos dispositivos nos quedamos con el acabado del Motorola en primera instancia pero con la duda de saber si resistirá bien el paso de los meses y es que en eso el LG G3 se ha comportado espectacularmente.

Peso y dimensiones

Peso y dimensiones

En este apartado tenemos que felicitar a ambos fabricantes por construir móviles de grandes pantallas que no son incómodos de usar y llevar. Es obvio que con pantallas de 5.2” (Motorola) y 5.5” (LG) no vamos a ver móviles pequeños, la sola pantalla es más grande que algunos móviles de 4 pulgadas, pero no son móviles que todo el mundo descarte de inmediato por su manejo o transporte.

El Motorola es en este apartado más cómodo de llevar aunque la diferencia no es demasiado grande y sucede lo mismo con la usabilidad. Donde nos ha gustado más el LG es en su decisión de implementar los botones en la parte trasera y en el poder usar el doble toque en pantalla.

Potencia y prestaciones

Potencia y prestaciones

Motorola y LG han apostado este año por tener chipsets de última hornada junto con una cantidad de RAM suficiente para que sus móviles no queden descolgados de la lucha por el trono. Ninguna ha optado por poner mientras más potencia mejor y eso se nota, sobre todo en el LG.

Ambos tienen un procesador Snapdragon 801 Quad-core a 2.5 GHz y una GPU Adreno 330, e incluso comparten la misma RAM, 2 GB, aunque haya alguna versión particular del LG que tenga 3 GB.

El problema, para los coreanos, es que Motorola ha dedicado toda la potencia disponible a mover la interfaz nativa y lo hace realmente bien. LG tiene que luchar con una capa que es útil pero recorta potencia y una pantalla con mucha más resolución.

En este sentido tenemos que dar al Motorola claramente como ganador aunque no lleve radio FM como el LG o sensor de infrarrojos, algo que nosotros usamos mucho pero somos conscientes de que no siempre es así.

Pantalla

Pantalla

Aquí entramos en un apartado algo subjetivo y es que aunque las diagonales de ambos son similares la tecnología de ambas pantallas y su resolución es muy diferente.

LG ha apostado por un panel IPS de 5.5 pulgadas y unas espectacular resolución QHD de 2560×1440 píxeles que hace que la experiencia multimedia sea impresionante. Destacar el buen hacer de la pantalla a la hora de tomar fotografías en exteriores.

Motorola por el contrario hace una apuesta mucho más conservadora con un panel de 5.2” y 1920×1080 píxeles. Además implementa la tecnología AMOLED que hace que el consumo energético del terminal sea menor.

A la hora de elegir un panel nos decantamos por el del LG pero siendo muy conscientes de que eso penalizará la batería, algo que puede ser muy importante para algunos.

Cámara

Cámara

En este apartado como en ningún otro tenemos un claro ganador y un perdedor. LG ha usado un sensor Sony más actual que el que lleva Motorola en su flagship y quizás por eso o quizás por el software que usa la calidad de tomas del móvil coreano es muy superior a la del móvil chino.

Motorola tiene su gran punto débil en la cámara fotográfica, sobre todo a la hora de hacer tomas con poca luz. Esto, unido a la gran interfaz de cámara que tiene LG con implementación de gestos o el novedoso flash virtual hace que el ganador sea el G3.

En el vídeo hemos mostrado una comparativa de tomas tanto de día como de noche para que podáis comprobar y valorar ambas cámaras.

Autonomía

Autonomía

Ni el LG G3 ni el Motorola Moto X 2014 son dos móviles que vayan a deslumbrarnos en lo que a uso de batería se refiere y sin embargo aquí tenemos también un ganador aunque no de forma tan clara como en el apartado de la cámara, Motorola.

Motorola ha implementado un chip de escucha que está siempre activo así como una tecnología que hace que usemos más la pantalla aunque sólo encienda los píxeles necesarios pero aún así su autonomía no es demasiado buena.

Lo que sucede es que LG ha fallado más que Motorola y la batería del LG G3 aún siendo mucho mayor, 3000 mAh frente a 2300, da menos tiempo de uso que el Motorola. En una jornada normal hemos usado el Moto X 2014 durante 24 horas de las cuales 7 ha estado en modo avión y la pantalla ha estado en uso durante 3 horas. El LG ha aguantado unas 18 horas en las mismas circunstancias con el mismo tiempo de pantalla.

Lo que sí que es de agradecer, si nos acostumbramos, es la carga inalámbrica del G3 que hace que el hecho de dejar el móvil sobre la mesa nos de algo más de tiempo de uso.

Interfaz

Interfaz

Motorola apuesta, como en todos sus modelos internacionales desde que la comprara Google, por una interfaz limpia que apenas tiene cinco aplicaciones que además mejoran el uso del terminal. La fluidez que le da a Android 4.4.4 es tan elevada que dudamos si los Nexus la pueden igualar.

LG por el contrario tiene un serio problema en este aspecto y es que aunque es obvio que su capa aporta algunas novedades muy interesantes, como el doble toque en pantalla para despertar el móvil o el manejo de su aplicación de cámara, el precio a pagar es realmente alto en fluidez.

Aquí tenemos que decir que nos encanta la interfaz de LG pero que de quedarnos con uno de ellos elegiríamos el Motorola, al menos hasta que LG muestre que su capa no va a ralentizar más el terminal de lo que lo hacen otras.

Aspectos distintivos

Aspectos distintivos

Ambos móviles son bastante similares en potencia y cuentan con un diseño similar dentro de lo posible pero hay prestaciones que puede que nos hagan decantarnos por uno u otro.

En el Moto X 2014 tenemos que valorar la inclusión del chip de escucha activa o el uso del Active Display, dos aspectos realmente novedosos que pueden ser útiles.

LG aporta más aspectos distintivos como su doble toque en pantalla, los botones traseros de encendido y volumen, el sensor de infrarrojos o la carga inalámbrica, por no hablar de la radio FM.

LG ha arriesgado algo más sin entrar en una espiral de prestaciones absurdas como otros fabricantes.

Benchmarks

Test Benchmarks

Esta ha sido una de las comparativas de benchamrks que más nos han llamado la atención y es que pese a tener un hardware casi clónico el LG G3 ha rendido menos que su rival. En Antututenemos una puntuación de 26682 y en Quadrant 16496.

Benchmarks

Por contra en el  Motorola Moto X de este año las puntuaciones son mayores, 44897 puntos en Antutu y 22150 en Quadrant, una diferencia bastante notoria que vemos en el desempeño de la interfaz pero no a la hora de usar juegos exigentes por ejemplo.

Lo mejor del LG G3

El LG es un terminal que está envejeciendo muy bien y que con cada bajada de precio se hace más interesante, justo lo que le pasa a su antecesor, el LG G2 que hoy por hoy sigue siendo una gran compra.

Lo mejor es su pantalla, su diseño en cuanto a comodidad y tamaño y prestaciones puntuales que destacan sin por ello penalizar aspectos como la cámara o la potencia.

Lo mejor del Motorola Moto X 2014

Motorola ha creado uno de los móviles Android con mejor diseño de 2014 por no decir el mejor y ese acabado en madera lo hace realmente icónico. Además la fluidez lograda por el sistema es envidiable para todos los fabricantes y todas las gamas. Es una gozada usar Android así.

Conclusión

Conclusión

Estamos ante dos grandes móviles que tienen sus grandes fallos, cámara en el Motorola y batería en el G3, pero también sus grandes aciertos que en este caso son el mismo: son móviles realmente equilibrados.

Si la batería o fluidez es algo a valorar tenemos que optar por el Moto X. Si lo es la cámara el LG G3 es el elegido. La cuestión es que si nada de eso es lo crucial ambas opciones son realmente aceptables y nos da la impresión de que envejecerán muy bien a lo largo de 2015 aunque sean presentados su sucesores.

2 comentarios

  1. Perdona Compañero a pesar de que lo he seguido en todas sus paginas y aprecio sus trabajos y sus consejos , me dirijo a usted solo para pedirle un consejo quiero comprar un teléfono y estoy entre el Samsung S3 y el Motorola Moto G 2da Generación, debido a que no pido mucho en un teléfono Android Lo normal redes Sociales, Juegos, fotos Etc. Espero su respuesta Me seria de mucha ayuda Gracias!! :D

Deja una respuesta