El futuro de Google discurre por caminos que en muchas ocasiones no acabamos de comprender y, por tanto, no somos capaces de anticipar. Eso ocurrió en el pasado Google I/O cuando los de Mountain View anunciaron una nueva familia de terminales que llegaba destinada a hacerse con el mercado en países emergentes. Con un precio ajustado, con una ROM diseñada para correr de forma fluida en especificaciones limitadas, los Android One hicieron su aparición junto a Android aunque sólo como un logotipo, sin nada de hardware real como soporte. Eso acaba de cambiar y es que ya tenemos el primer Android One entre nosotros, un smartphone de entrada para la India y que costará unos 100 dólares al cambio. Barato, eso sí, aunque no el más barato que podemos encontrar en el mercado, que parece que es lo que prometía el programa One. No obstante, no es mal comienzo.

Llega el Spide Dream UNO por 100 dólares, el primer Android One

El dispositivo no es barato, qué duda cabe, pero si nos fijamos en sus especificaciones vemos que estamos ante un smartphone que se encuentra a caballo entre el Moto E y el Moto G, los dos líderes en cuanto a relación calidad/precio en la gama baja y media de Android. Puede que esto no sea suficiente y que los mercados emergentes demanden un precio aún más bajo, pero como primera prueba es bastante decente.

Aquí os mostramos qué nos ofrece Google con su primer Android One, el Spice Dream UNO.

  • Pantalla de 4,5 pulgadas IPS con resolución de 854×480
  • Procesador MediaTek de cuatro núcleos a 1,3 GHz
  • GPU Mali-400
  • 1 GB de RAM
  • 4 GB de almacenamiento interno
  • microSD de hasta 32 GB
  • 5 megapíxeles de cámara trasera con flash LED
  • 2 megapíxeles de cámara frontal
  • Dual SIM HSPA+, WiFi, Bluetooth 4.0, GPS, radio FM y jack para auriculares
  • 1700 mAh de batería
  • Android 4.4 KitKat

Como vemos, estamos ante unas especificaciones que deberían garantizar que KitKat corriese bastante fluido, sobre todo teniendo en cuenta que hablamos de un terminal Nexus a todos los efectos, aunque sin la marca de la gama. Con actualizaciones directas de parte de Google y sin software propietario como capas o aplicaciones que entorpezcan su rendimiento, este Android One es un dispositivo a tener muy en cuenta.

¿Triunfará? Ya lo veremos. Por lo pronto este Spice Dream UNO es el primer Android One que tneemos entre nosotros. El comienzo de una nueva era, esperemos que exitosa.

Sin comentarios

Deja una respuesta