Puede que Android sea más conocido por estar integrado dentro de un teléfono, pero, si hay algo bueno de este sistema operativo (entre muchas otras cosas), es que permite el manejo de una inimaginable cantidad de dispositivos. Obviamente, móviles y tablets, aunque también ordenadores, televisiones o frigoríficos. Además de las consolas con Android, claro, de las que estamos teniendo una clara evolución y estandarización. Consolas de este tipo como la Ouya o la Nvidia Shield nos confirman que la moda del juego como único objetivo en un dispositivo no es pasajera, aunque, debido al precio y a la escasa disponibilidad de estos terminales por nuestro país, sea complicado conseguir una consola Android decente. Aunque nada más lejos de la realidad ya que, tras hacer una pequeña prospección dentro de las opciones disponibles, nos hemos topado con tres consolas Android portátiles que se pueden comprar fácilmente en España y con calidad suficiente como para tener una satisfacción general positiva. Además de disponer de pantalla de 7 pulgadas y, obviamente, permitiendo su uso como tablet. ¿Les echamos un vistazo?

Lo primero que tenemos que dejar claro es que no hemos podido probar ninguna de estas consolas Android, por lo que nos hemos dejado llevar por las opiniones de las mismas, sus reviews y sus especificaciones sobre el papel. Detalles como la construcción, materiales o durabilidad de los controles físicos son difícilmente comprobables sin uso, aunque esperamos dar una pista sobre tres buenas opciones si estáis deseando adquirir un dispositivos portátil de juego y deseáis que sea más funcional que una Nintendo 3DS o PSVita. Sin ahondar en términos de calidad de sus juegos, por supuesto, que ya sabemos que los títulos Android son poco comparables.

consolas Android portátiles: Archos Gamepad

Archos Gamepad

Ésta es la consola Android de la que poseemos más conocimiento, no en vano el fabricante francés nos resulta bastante conocido. Tras haber hecho la apuesta de crear una tablet exclusivamente para juegos, la Archos Gamepad es una realidad que conjuga dentro de una pantalla de 7 pulgadas táctil todas las ventajas de los botones físicos, integrando cruceta, doble pad de control, botones de acción, latiguillos y, obviamente, los botones virtuales de Android en pantalla. Con versión de sistema 4.1 Jelly Bean.

Con un procesador de doble núcleo a 1.6 gHZ, quizá se quede algo corta en términos de procesamiento, incluyendo una GPU Mali 400 para manejar el entorno más peliagudo de una consola Android: sus gráficos. 1 GB de memoria RAM, 8 GB de almacenamiento interno con expansión vía SD Card de hasta 64 GB, pantalla LCD TFT de 7 pulgadas… Y una resolución algo corta para dicha pantalla: 1024X600 píxeles. Aunque dispone de salida mini HDMI para conectarse a la televisión, pudiendo sacar una resolución de 1080p. Además de jugar directamente en la tele apoyado sobre los controles físicos de la Archos Gamepad. Y un aspecto que encontramos realmente positivo: la Archos Gamepad tiene una herramienta para mapear los controles virtuales muy intuitiva, algo que facilitará su uso como consola Android.

Podéis comprar el Archos Gamepad de 7 pulgadas en este enlace a Amazon por el precio de 133,21 euros. Las opiniones de esta consola Android son algo contradictorias, pareciendo que existen ciertas deficiencias de fabricación y bugs de software. Aunque la experiencia puramente de juego parece ser bastante positiva.

consolas Android portátiles: JXD S7300B

JXD S7300B

Entramos dentro del terreno de las consolas Android algo más desconocidas con la JXD S7300B, un dispositivo de 7 pulgadas con un diseño que se nos antoja muy parecido al Wii U Gamepad. Por apariencia, vemos que la consola ofrece un aspecto pulido y de suficiente calidad, disponiendo de cruceta, doble pad de control, 4 botones frontales, 4 gatillos superiores, doble altavoz delantero, botones virtuales en pantalla… y Android Jelly Bean 4.1.1, siendo bastante difícil que se actualice.

Dentro de las especificaciones puras y duras, nos encontramos en esta consola JXD S7300B con una pantalla de 7 pulgadas LCD y resolución de 1024X600 píxeles, procesador de dos núcleos a 1.5 gHZ con GPU Mali 400 (también dual core), 1 GB de memoria RAM y 8 GB de almacenamiento interno con expansión mediante SD Card de hasta 32 GB, cámara frontal para videoconferencias de 0,3 megapíxeles, salida mini HDMI para sacar el vídeo y audio hacia una televisión con resolución 1080p… Y una construcción que aparenta ser bastante buena, teniendo un diseño atractivo a la vista y grandes capacidades como máquina de juegos y de emulación.

Os dejamos con una extensa review a la consola Android JXD S7300B, cortesía de La Manzana de 8 Bits.

http://www.youtube.com/watch?v=ciN8RSXXrk8

Podéis comprar la consola Android JXD S7300B en este enlace a la tienda online Amazon, teniendo un precio actualmente de 145 euros.

consolas Android portátiles: Iben L1

Iben L1

Dejamos para el final la consola Android que nos ha parecido más interesante, aunque sólo sea por sus características de hardware superiores. La Iben L1 (también llamada Ibenx o Iben2) es una consola Android montada sobre una pantalla de 7 pulgadas, manteniendo un aspecto de tablet que consigue engañar a la vista gracias a sus controles físicos adheridos a la misma. Con un diseño sencillo y bastante atractivo, la Iben L1 es un dispositivo suficientemente potente y versátil, pensado para sacarle el máximo de jugo a los títulos Android actualmente disponibles. A esto contribuyen su doble pad de control, cruceta, cuatro botones de acción con select y start, doble latiguillo superior y los típicos botones virtuales de una tablet Android. Controles físicos y virtuales que se verán exprimidos por su potencia y prestaciones, como ahora veremos.

Las características mejoran sensiblemente con respecto a las dos consolas Android anteriores, encontrándonos con una pantalla LCD con IPS de 7 pulgadas y 1280X800 píxeles de resolución. Procesador de cuatro núcleos a 1 gHZ, GPU PowerVR SGX544MP2, 2 GB de memoria RAM y 16 GB de almacenamiento interno (además de expansión vía SD Card de hasta 64 GB), batería de 5600 mAh, cámara trasera de 5 megapíxeles con 0,3 megapíxeles para la delantera, salida HDMI 1080p, doble altavoz estéreo delantero… Como veis, son unas especificaciones realmente buenas, siendo todo un aliciente para mejorar la experiencia pura de juego.

Aquí tenéis una demo de la Iben L1 arrancando Modern Combat 4:

Igual que en las otras dos consolas Android anteriores, podéis adquirir esta Iben L1 pulsando sobre este enlace dirigido directamente a la tienda online Amazon, teniendo un precio actual de 199,90 euros.

¿Qué os han parecido estas tres consolas Android? Unas menos potentes y otras más. Algunas con mejor diseño mientras que otras abogan por una mejor experiencia. Pero todas facilitando al máximo el juego gracias a incorporar controles específicos para ellos. Con la ventaja de traer apps de mapeado para los botones táctiles, una buena solución al problema que nos encontramos al usar un juego táctil en una consola con botones físicos. Aunque poseen el inconveniente añadido de tratarse de dispositivos de gran envergadura que no resultan demasiado cómodos para largas horas de juego.

¿Qué os han parecido estos tres ejemplos? ¿Añadiríais alguna otra consola Android a la lista aparte de la Ouya, la Nvidia Shield o el GameStick? Dejad vuestras sugerencias en los comentarios.

Sin comentarios

Deja una respuesta