Si miramos dentro del catálogo de Android a ver cuál de todos los fabricantes es el más prolífico en terminales Samsung saldría como número uno, por más que otras marcas estén imitando las maneras de los coreanos de superpoblar las opciones con dispositivos diferentes en los que apenas varían unos cuantos componentes. Pero, dentro del catálogo de Samsung, son muy pocos smartphones los que realmente destacan, estando por un lado los gamas alta (con los Samsung Galaxy S3 y el reciente Galaxy S4 a la cabeza), el Samsung Galaxy Note 2 en el segmento más arriesgado de los phablets, el Samsung Galaxy Young en el lado más económico y el Samsung Galaxy S3 Mini en la mitad del rango de precios. Y es aquí donde nos vamos a detener hoy ya que Samsung nos ha cedido un S3 Mini para trastear y analizar, subiéndose ahora mismo a nuestra mesa de review.

El Samsung Galaxy S3 Mini no tiene parte del nombre haciendo referencia al tope de gama por gusto ya que realmente se trata de un móvil que posee en herencia muchas de las bondades de su hermano mayor, aunque actualizado en componentes a las necesidades más accesibles de la gama media. Cómo de usar, con software de calidad, Android Jelly Bean como base en el firmware y el flamante TouchWiz en su versión Nature, de clara inspiración en la naturaleza (según el fabricante, algo que ha ido mostrando en los nuevos terminales a partir del Samsung Galaxy S3). Y, tras haber estado trasteándolo a base de bien, ¿qué es lo que da de sí este terminal? ¿Realmente merece la pena su desembolso o deberíamos apuntar a uno más caro o más económico dependiendo de nuestras expectativas? Pues veámoslo a conciencia, esperamos que esta review y análisis a fondo al Samsung Galaxy S3 Mini os saque de muchas dudas. O de todas…

Review y análisis del Samsung Galaxy S3 Mini con su vídeo en HD

Diseño y aspecto exterior del Samsung Galaxy S3 Mini

No podemos evitar las comparaciones con el resto de la gama de Samsung, especialmente los teléfonos más caros del catálogo. Así, tras haber tenido personalmente el smartphone que más ha marcado el diseño en los últimos dispositivos de la compañía, que no es otro que el Samsung Galaxy S3, encontramos que su versión Mini hereda de forma satisfactoria las formas de su hermano teniendo un contraste que salta al tacto una vez se sostiene la versión pequeña que estamos analizando hoy: realmente es muy pequeño en comparación, envolviéndose completamente con la mano y consiguiendo que el uso sea cómodo y práctico. Acostumbrados como estamos al Samsung Galaxy Note 2, completamente en las antípodas del Samsung Galaxy S3 Mini, pensamos que las dimensiones de este último son las más adecuadas para aquellos que opinan que el tamaño de las pantallas se ha descontrolando, encontrando el equilibrio para obtener una experiencia visual perfecta sin sacrificar por ello la comodidad. Y este móvil es realmente confortable.

Review y análisis del Samsung Galaxy S3 Mini con su vídeo en HD

Fabricado enteramente en plástico a excepción de la pantalla, algo que es habitual en Samsung, sus formas nos recuerdan a los terminales de gama alta, siendo muy redondeadas en la parte superior e inferior del dispositivo con una superficie trasera suavizada en los cantos e inspirada en la naturalidad de la mano, agarrándose esta al móvil sin problemas y teniendo un acabado satinado para el plástico que, aunque no facilita el agarre como lo haría el tacto de goma de muchos otros terminales, tampoco se resbala, ni en la mano ni en las superficies.

Como hemos dicho, y a excepción del cristal endurecido de la pantalla (sin que sea Gorilla Glass), nos topamos al 100 % con el plástico de alta calidad que suele utilizar Samsung. Incluida la tapa trasera, que se suelta y ancla sin problemas en el cuerpo del smartphone dejando paso a la batería y a la SIM. Por contra, el acceso a la SD Card es más complicado ya que hay que retirar la batería para descubrirlo, imposibilitando el cambio de SD en caliente.

Review y análisis del Samsung Galaxy S3 Mini con su vídeo en HD

Con todos los botones distribuidos de manera habitual y sin que nos encontremos con problemas a la hora de localizarlos con el tacto y de pulsarlos, en el frontal nos encontramos con los tres botones de control en la parte inferior: dos táctiles y el grueso del Home en formato físico. Este sobresale ligeramente del frontal facilitando la pulsación, proporcionando buenas sensaciones. Otro elemento del diseño que también sobresale es la lente de la cámara por detrás, ayudando a que la salida del altavoz, justo a su izquierda, permita un sonido aceptable aunque esté sobre una superficie plana. También el propio altavoz posee una protuberancia, compensando el pequeño desnivel de la cámara.

Nos parece un terminal agradable en diseño, habiendo heredado lo mejor de sus hermanos mayores para hacer que su manejo sea más confortable. No podemos negar que el aspecto del Samsung Galaxy S3 Mini es poco original, pero, por contra, posee un atractivo de gama superior traída a la gama media sin que sus materiales se diferencien en exceso. Y esto es de agradecer, consiguiendo que sus acabados estén a la altura de su precio.

Review y análisis del Samsung Galaxy S3 Mini con su vídeo en HD

Hardware y características técnicas del Samsung Galaxy S3 Mini

No podemos llevarnos sorpresas en lo que a comportamiento técnico se refiere, el Samsung Galaxy S3 Mini aporta todo lo necesario para un funcionamiento fluido sin necesidad de ahondar en una potencia a prueba de gráficos de última generación, siendo rápido y ágil moviendo menús y escritorios sin mostrar excesivos lags en su fluidez. Aunque no cabe duda de que, en ocasiones, se ve ralentizado, aunque no sea nada de lo que debamos de preocuparnos.

En lo que respecta a la pantalla, podemos decir que su panel de 4 pulgadas Super AMOLED se ve bastante bien en todas las condiciones, aportando una respuesta al toque que no tiene nada que envidiar a las gamas superiores y una resistencia a rayas y arañazos más que aceptable, con un tacto firme y seguro. Aunque encontramos una pega que no acaba de encajar en un terminal de su categoría ya que la resolución se queda “algo justa”, siendo de 480X800 píxeles. Esto no significa que el Samsung Galaxy S3 Mini se vea mal o no aporte un nivel de detalle alto en los contornos de iconos u objetos, aunque sí que hubiera sacado mejor partido de las prestaciones una resolución mayor.

Review y análisis del Samsung Galaxy S3 Mini con su vídeo en HD

En el apartado de la potencia y prestaciones de procesamiento, este Samsung Galaxy S3 Mini incorpora en las entrañas un procesador a 1 gHz de doble núcleo Nova Thor con una GPU Mali 400, aportando un rendimiento óptimo en tareas habituales y quedándose algo corto cuando las aplicaciones le demandan potencia, ralentizando ligeramente arranques y transiciones entre apps. Aunque la GPU equilibra el asunto, al menos en el plano de los juegos de alta demanda gráfica, no habiendo encontrado problemas con aquellos que hemos probado y siendo capaz de ejecutar algunos de la talla de Epic Citadel sacando buena puntuación en sus test de benchmark. Y con una cantidad de RAM que se mantiene en el terreno del buen hardware, disponiendo de 1 GB y dando suficiente libertad a TouchWiz como para que el Samsung Galaxy S3 Mini no tenga que cerrar excesivas apps en segundo plano ni recargar el launcher. Y con dos tamaños de capacidad interna: 8 y 16 GB, quedando unos 4,5 GB para el usuario en el caso de la primera versión (la que nosotros tenemos).

Haciendo hincapié en las comunicaciones, vemos que el Samsung Galaxy S3 Mini posee los estándares habituales de conexión a redes móviles, WiFi a/b/g/n con doble banda, DLNA y WiFi Direct, Bluetooth 4.0 y GPS con GLONASS, cayéndose de la lista el NFC (en algunos mercados sí que lo trae de serie). Nosotros no hemos encontrado problemas con ninguna de ellas a excepción de las utilizadas para el posicionamiento, siendo algo errático y lento a la hora de marcarnos la situación sobre el mapa. No siempre y no con todas las aplicaciones que utilizan el posicionamiento, pero sí que nos ha molestado en más de una ocasión.

Review y análisis del Samsung Galaxy S3 Mini con su vídeo en HD

Dentro de la captura multimedia, podemos decir que este Samsung Galaxy S3 Mini salda la factura con buena nota, disponiendo de una lente de 5 megapíxeles a la que su software de cámara sabe sacarle partido. Así, obtendremos fotografías de buena calidad y a las que le influirá definitivamente la luz y calidad de esta (algo habitual en los smartphones), disponiendo de un flash LED que no hace demasiado para solucionar el ruido y la falta de nitidez en entornos oscuros y obteniendo fotografías a plena luz donde tendremos colores bastante fieles con la típica saturación de los verdes tan propia de las cámaras de Samsung. Además, con el Samsung Galaxy S3 Mini podremos grabar vídeos con calidad 720p a la altura de la toma de fotografías, disponiendo de cámara delantera VGA con la que podremos salir del paso en videoconferencias y poco más.

Aquí tenéis unas muestras de cámara del Samsung Galaxy S3 Mini. Están reducidas de tamaño para adaptarse a las necesidades de nuestro servidor. Si queréis el pack a tamaño real, podéis descargar el zip desde aquí.

muestra-1-peqmuestra-2-peqmuestra-3-peqmuestra-4-peq

Como veis, el Samsung Galaxy S3 Mini no acusa la etiqueta de gama media ni de inferioridad frente al smartphone tope de gama que le da la mayor parte del nombre, el Samsung Galaxy S3, siendo un terminal con un funcionamiento más que perfecto para casi cualquier uso. Y la batería de 1500 mAh, pese a ser bastante justa sobre el papel, tampoco se ha comportado excesivamente mal en la práctica (siempre teniendo en cuenta sus limitaciones y el tamaño final de la pantalla), estando en día y medio casi sin uso, unas 9 o 10 horas con una utilización moderada y unas 3 o 4 horas con reproducción de vídeo y uso de juegos, siendo todos ellos números correctos y aceptables para la mayoría de usuarios.

Review y análisis del Samsung Galaxy S3 Mini con su vídeo en HD

Software y aplicaciones incluidas en el Samsung Galaxy S3 Mini

Samsung se caracteriza por diversos puntos. El primero es, básicamente, por ofrecer terminales de todos los precios y para todos los gustos, como evidencia el Samsung Galaxy S3 Mini que tenemos en review. Otro es por el hecho de ofrecer un hardware ajustado al propio terminal. Y el tercer punto es el de incluir software personalizado que aporta el toque del fabricante al sistema operativo, siendo también clave en el Samsung Galaxy S3 Mini. TouchWiz deja una marca en la interfaz al completo, aportando las características exclusivas de la gama más alta a un terminal de precio contenido. Y esto es digno de reseñar, aunque luego haya quien prefiera otro tipo de launcher.

No lo vamos a negar: TouchWiz UX, con la interfaz Nature presente en el Samsung Galaxy S3 Mini, puede ser algo pesada para un terminal de reducidas dimensiones, mostrándose idéntica en aspecto y funcionamiento al Samsung Galaxy S3 o al Samsung Galaxy Note 2, por poner un ejemplo. Pantalla de bloqueo en la que podremos ajustar accesos directos y diferente información, escritorios editables con los widgets de reloj y tiempo, Samsung Apps y otros claramente reconocibles, un menú de aplicaciones ordenado que nos permite organizar las apps o desinstalarlas con un click y la barra de notificaciones repleta de conectores directos, junto a la versión Android Jelly Bean 4.1.2 que le sienta francamente bien, tanto a las propias notificaciones como al empuje en velocidad por optimización de software.

Review y análisis del Samsung Galaxy S3 Mini con su vídeo en HD

Los gestos y acciones de movimiento son algo muy destacado, siendo raros de ver en un terminal de gama media como lo es el Samsung Galaxy S3 Mini. Smart Stay para que no se apague la pantalla mientras se mira, PopUp Play para ver vídeos como ventanas emergentes, navegación en las fotos por pulsación y movimiento, llamada directa a los contactos que se encuentran en pantalla poniendo el móvil en la oreja… Y otros gestos más que enriquecen la experiencia con el Samsung Galaxy S3 Mini, siendo un añadido que nunca está de más en una interfaz personalizada.

Y dentro de las aplicaciones exclusivas que podremos encontrar en el Samsung Galaxy S3 Mini tenemos, en primera instancia, el acceso a Samsung Apps, por lo que podremos descargar muchas más aplicaciones que las que ya hay en la Google Play Store (que también viene incluida, por supuesto). También disponemos de una aplicación de notas, la galería propia de los terminales Samsung con su sistema de organización y muestra de los diferentes elementos, ChatON o Flipboard de serie, la aplicación personalizada de calendario y agenda o la grabadora de voz, además del sistema de recomendación de apps S Suggest.

Review y análisis del Samsung Galaxy S3 Mini con su vídeo en HD

En este apartado del software y de las aplicaciones también destaca el Samsung Galaxy S3 Mini, ofreciendo un aspecto muy pulido y de calidad, sin que su precio tenga implícita una experiencia más pobre con respecto a terminales superiores. No podemos decir que TouchWiz ralentice el funcionamiento del smartphone, encajando muy bien en Android Jelly Bean. No sabemos si Samsung actualizará el Samsung Galaxy S3 Mini a Android 4.2, pero entendemos que parte de serie con una versión lo suficientemente actual como para no quedarse desfasado en unos cuantos meses. Algo a lo que ayuda su hardware, por supuesto.

Review en vídeo del Samsung Galaxy S3 Mini

Ya sabemos todo lo que da de sí este terminal al que estamos analizando, pero ahora toca comprobar en vivo y en directo cómo se comporta realmente, siendo el análisis en vídeo una de las mejores maneras. Como ya hemos dicho, el Samsung Galaxy S3 Mini posee el equilibrio de una gama media que apuesta por el diseño y por la potencia, sin llegar a los extremos de las prestaciones que puede aportar un gama alta pero sin desmerecer las bondades de esta. Contenido, agradable y con todo el software de Samsung, credenciales que le bastan para hacerse un hueco entre una gran mayoría de usuarios. ¿Estáis entre ellos? Pues a ver si os convence el Samsung Galaxy S3 Mini en vídeo

Conclusiones y opiniones finales

Hemos estado valorando párrafo tras párrafo de este análisis y review al Samsung Galaxy S3 Mini todas sus ventajas e inconvenientes, y ya hemos destacado que se trata de un smartphone capaz y apto para casi todas las personas, independientemente de su uso y habilidad con el sistema. Tanto los no iniciados en smartphones como los que ya tengan cierta práctica tendrán en este dispositivo a una muy buena opción a todos los niveles, siendo atractivo, elegante, cómodo de manejar, ligero y con potencia suficiente como para dejar un buen sabor de boca en casi todo lo que arranca. Incluidos los juegos de última generación, siendo el añadido perfecto para un móvil que destaca más en el terreno del ocio que en el del trabajo. Sin que desmerezca en el campo profesional, por supuesto.

Review y análisis del Samsung Galaxy S3 Mini con su vídeo en HD

Si os gusta Samsung y no podéis acceder a las gamas superiores, este Samsung Galaxy S3 Mini posee todo el sabor de dichas gamas en un precio muy ajustado, siendo una elección que no defraudará a nadie. El equilibrio suele dar buenos resultados, y este smartphone compacto saca muy buen partido de dicho equilibrio.

Sin comentarios

Deja una respuesta